Alistan veto a grasas trans

Martes 26 de Noviembre de 2013 22:13 Dra. Sonia Aguado

Les compartimos este interesante artículo visto en el periódico "El Norte".

Por Sabrina Tavernise
(08-Nov-2013).- The New York Times News Service

NEW YORK.
- La Administración de Alimentos y Drogas (FDA) de Estados Unidos propuso ayer una serie de medidas con las que planea la eliminación de las grasas artificiales trans que provocan gran parte de las muertes por males cardiacos. Con las nuevas medidas, las autoridades ya no considerarían seguras este tipo de grasas, que se producen al hidrogenar algunos aceites vegetales para que sean más sólidos y que los alimentos parezcan más atractivos.

Este tipo de sustancias son comunes en alimentos como las pizzas congeladas y las palomitas para microondas.
Con la propuesta, que estará a discusión pública durante los siguientes 60 días, los aceites hidrogenados pasarían a considerarse un aditivo, y estarían sujetos a la aprobación de la FDA antes de su comercialización.

Si no la obtuvieran se obligaría a las empresas a demostrar científicamente que las grasas hidrogenadas son buenas para la salud, lo que se vislumbra difícil. De no poder hacerlo, la venta de su producto quedaría prohibida.

"Para ser honestos, demostrarlo será un desafío", dijo Michael R. Taylor, comisionado de alimentos para la FDA, durante una conferencia de prensa.
El funcionario explicó que la agencia ha tomado esta decisión basándose, entre otros, en una investigación científica de 2011. Dicho reporte, afirmó Taylor, muestra que consumir estas sustancias hace que se eleve peligrosamente el nivel en sangre de colesterol malo y disminuya el bueno.

El anuncio, que se podría considerar una reclasificación de alimentos, podría marcar el fin de años de lucha entre la FDA y la industria de los alimenticia local.

Ya en 2006, la agencia determinó que los alimentos que contuviesen aceites hidrogenados debían reflejarlo en su etiquetado, lo que provocó que muchas compañías los eliminaran. Esas acciones implementadas por la FDA resultaron en una mejoría de la salud pública: la ingesta de grasas trans decrecieron a un gramo por día durante 2012, en comparación con los 4.6 gramos que el estadounidense consumió cada día de 2006.

Fuente: Periódico el Norte